sábado, enero 16, 2016

SOL DE INVIERNO



Como ese sol de invierno
que traspasa neblinares
para alcanzar el recinto
de sus rayos
el corazón de una madre
resiste tormentas y 
álgidos vientos
hasta amarizar en las
mismas aguas que
fecundaron el nacimiento
de sus hijos

Como un sol retenido
por la fuga del hielo
una madre derrama
su equipaje frugal
de abrazos
sobre las nubes que reciclan
el agua hasta convertirla
en travesía de estrellas 
sobre los rostros perplejos
de sus ramajes

 Como un astro 
impedido de avanzar
hacia el verde clorofila
donde anida la vida
una madre alejada
de sus hijos
trasmuta sus lágrimas
en un imperio de lluvias
para mojar de ilusión
el beso que no pudo
depositar en la estafeta
de los extravíos



Y así como un sol circundado
por una estación de lejanías
reinventa el azul desde
las cimas de su dominio
una madre a quien le han
expropiado su esencia 
emerge siempre desde
los vaivenes del odio y de la ira
para consagrar en sus roturas
la exégesis de un amor
inalterable e irreductible


texto y fotos
mery sananes
15 de enero del 2016


1 comentario:

pablo moraq dijo...








Amor inalterable e irreductible