martes, marzo 31, 2015

ARPEGIO DE RESURRECCIONES


UN ARPEGIO DE RESURRECCIONES


PARA ZAIRA
EXCELSA NOVIA DE LOS TIEMPOS


Te he celebrado cada día de un calendario cósmico desde los tiempos inmemoriales en los que aún eras estela en el firmamento, halo de luz cruzando constelaciones, en camino hacia un planeta azul que amaba los verdes y que soñaba ser habitado por luciérnagas y girasoles.

Cuando arribaste en un abril sin tiempo ni medida, te seguí festejando de la misma manera en que uno se arroba ante un arroyo cuando desemboca en un río o cuando una flor de pronto suelta las amarras de sus pétalos para ir al encuentro con el sol.

Y los abriles se conjugaron en cada uno de los meses y los años en el asombro de saberte pasajera de un tren sin horizontes. Y desde ese primer abrazo que se deshizo de fronteras, distancias y ausencias, me sembré en tu regazo como en un huerto luminoso que no sabe de despedidas.

Y qué de lecciones, Nona, he aprendido cosida al tallo de tus pañuelos, en el pleamar de tus lágrimas, en el encendido recorrido de tus rubores, en la destreza de tus manos sanadoras y en el remolino de tu alma navegante.

Contigo he surcado el interior de los cardúmenes, el hombrillo de las tolvaneras, la mirada vertical de los pozos y hasta la trayectoria que recorre el suspiro antes de convertirse en agonía. Y a cada tropiezo le has atado un hilo que conduce desde el pasado al porvenir, rielando memorias y preservando alumbramientos.

Noventa y cinco años es apenas un lapso breve de tu tiempo. Un amarizaje en el solar de los colibríes, los mamones y los mangos. Una residencia en el corazón de los niños que acunaste con tu ciencia y con tu magia. Una travesía por los hijos sin otro árbol genealógico que el amor. Una estadía en el andén de los estremecimientos.

En cada uno adheriste a la fiereza de las horas, un soplo de brisa, una ilusión niña, una estancia para renacer desde las fugas hasta los plenilunios. Y nos acompañaste y acompañas en cada tramo de los ascensos con sabor a caída.

Tus 95 son una fiesta hasta para las piedras que con solo mirarte regresan a sus cauces marinos o a la estatura de las montañas de donde partieron para apuntalar la corteza del vivir.

Y aunque haya derramado sobre tus silencios todas las palabras que he aprendido a deletrear con el alfabeto de las estrellas y las partituras de las florerías, hoy en tus 95, me invento un nuevo lenguaje, sonoro como un arpegio enredado en las cuerdas de un cello, dúlcimo como una colmena, recio como la cabalgadura del viento sobre el lomo de un alazán sin ataduras, para dejar en tus recintos el poema que aún no se ha escrito, pero que recorre el aire como si fuera el acento de tu voz en pleno ejercicio de tu ascesis.

En él hallarás las crinejas del amor que teje vendavales en el interior de un dedal para entregártelo, como un manojo silvestre de resurrecciones, en este comienzo de tus 95 años, que ya tienes registrado como excelsa novia del tiempo.





muuuuuuuuuucho


mery sananes
01 de abril del 2015



Leer mas!

SABERSE





Yo soy quien soy
y a veces 
ni siquiera eso




fotos y texto / mery sananes
26 de marzo del 2015
Leer mas!

domingo, marzo 29, 2015

ADAGIO ENTRE DOS ALLEGROS


 

 Lunas del 29 de marzo del 2015

 
Media luna que se hospeda

en el azul como un adagio

entre dos allegros

reverberando la tarde

con el solo fulgor

de sus cordajes






Half moon

dancing in the blue

like an adagio between

two allegros

streaming the afternoon

with the only reflection

of its waves



texto y foto
mery sananes
serie lunas 




Leer mas!

sábado, marzo 28, 2015

RITUAL DE BAUTIZO EN CALENDARIO DE TEMPESTADES




para ignacio luis

Irrumpiste en la mañana de un nueve de enero, desde la décima casa del zodíaco, regido por la constelación de capricornio, en un tiempo que señala el inicio del invierno en el hemisferio norte y del verano en el hemisferio sur de este planeta llamado tierra.

Llegaste con un telar de cosechas en tus manos y un ajuar de agua retenido en el pozo de tus párpados. Tus latidos alcanzaban el paisaje de tu madre con todas las tonalidades que visten los verdes sobre el arrecife de las hojas.  Tus dedos dibujaban sobre la sonrisa de tu padre huellas de labrador y la templanza de un abuelo asomado desde el cristal de un surtidor hecho de hilos de estrellas.

Arribaste hecho de sonrisas a instalarte en los predios de los milagros y en la circunvalación de los amores de una hermana que se sembró en tu paladar desde que habitabas la casa de las lloviznas que miden y medirán la dimensión exacta de tu crecimiento.

Entre todos fuimos cerrojos para que nada despertara tu sueño de mediodía, aferrado a la clave de sol de tu madre. Alumbramos tus recintos con aromas de azahares y escribimos en los pliegues de tu piel, los acordes de un canto perpetuo, fuga y contrafuga sobre las estelas de un clavicordio girando en elipsis de flor.

Hoy, Ignacio Luis, ya  te acercas a los tres meses, y se ha hecho hora de convocarte al oficio de vivir, en un calendario de tempestades. Ritual de bautizo con el cual te construiremos una estación de alegría para todos tus días.


Y aquí estamos presentes tu padre y tu madre, tu hermana y todos los que te amamos como hijo parido de nuestros propios designios, para hacer del corazón la pila bautismal de la cual manará el caudal de riachuelos que nutrirán tus pasos de sembrador de ilusiones.

Y en nombre del verano y del invierno, del otoño y de la primavera, del árbol que resiste la sequía de este valle, de la nube que dibuja vuelos de pájaros sobre la montaña que te circunda, del dorado que tiñe los cantos en los atardeceres de esta ciudad triste, en nombre de la vida que emerge desde el susurro de los grillos, el rubor de la rosa, y la arcilla que se vuelve cántaro, te bautizamos Ignacio Luis, hijo de la alegría, almácigo de amor, recipiente de hazañas recolectoras de esperanzas.

Te entregamos el secreto de las rutas siderales que reverberan con las mismas vibraciones que mueven la magia de tus dedos. Dejamos impreso en el filo de tu suspirar el movimiento circular de la vía láctea, para que cada vez que las necesites le nazcan alas a tus ansias aventureras. Y estampamos en la corteza de tus anhelos el códice secreto de las abejas y las mariposas.


Ignacio Luis, que el amor  contenido en las gotas de las pilas de agua  del floridigio de la existencia, a las que te llevan de la mano Danielita y Juan Jorge,   humedezcan  el corcel de la sonrisa que te acompañará por siempre y para siempre  en tus pasos hacia todos los infinitos.

Caracas, 28 de marzo del 2015



Atardecer de este 28 de marzo del 2015
soles para un niño que comienza un largo peregrinar
por este tiempo de tumultos
foto de jjbs




La media luna de Capricornio
en esta noche de Ignacio Luis




Leer mas!

viernes, marzo 27, 2015

AMIGO MIGUEL HERNÁNDEZ


30 de octubre de 1910 - 28 de marzo de 1942


amigo miguel hernández
quisiera que sepas que por mucho
tiempo te he estado buscando
un día le pregunté por ti al oropel
de la garganta de un niño que
andaba en la luz que se oculta en los
amparos de los mediodías
y me dijo que vió
como te perdías en los zócalos de
pólvora que nacen en la propia excavación
de los tiempos que se convierten
en testigos de la lucha de los pasos que
comienzan por volverse murallas
de tierra abierta para recibir
la maduración de las enredaderas
que levantan su aroma en las caricias de
las semillas que aguardan en las
rendijitas de tu andar de trovador de aguas
encendidas por el amor de tierras que sigue
escondido en las hebras de tus manos
miguel de verdad que duele saber de
los residuos de tu respiración partida
por los asesinos de todas las condiciones
que quisieron hacer de ti otro sembrador
de sangre sin saber que terminarías
como cultivador de las vidas en piedra
que nacen y crecen con los amaneceres

agustín blanco muñoz
2004




Leer mas!

miércoles, marzo 25, 2015

Y LA ROSA FUE BAJEL




Y la rosa fue bajel 
en vuelo hacia el azul 
erguido su tallo 
sobre la cuerda 
de un horizonte 
que se hizo a la mar 
desde los linderos 
de un cielo 
habitado de flor



foto y texto / mery sananes
31 de enero del 2008
Leer mas!

lunes, marzo 23, 2015

LA BELLEZA ESTREMECIDA DE LA FLOR




En la flor que se entrega 
a la perplejidad de la tierra 
persiste una belleza 
más radiante que la luz 
que le estalla en sus fulgores
de mediodía
pero hay que percibirla
en toda su esencia
para que el ciclo reinicie
estremecida la vida





fotos y texto
mery sananes



Leer mas!

martes, marzo 17, 2015

OFICIO DE MARINERO


 


Los que no pudieron
hacer camino hasta las palabras
desasistidos como estaban de vida
que no de muerte
hablo por ellos

los que les estalló su alegría
en movimiento y en danza que
se esparció en el viento
digo por ellos

a los que no les salió el grito
porque antes se atravesó la bala
enemiga certera en la medida
de sus sueños
yo grito por ellos

a los que se les ahogó el gesto
en el trayecto amoroso hasta la vida
yo canto por ellos

los que fueron olvidados
hasta por las historias más
sencillas
yo doy testimonio por ellos
y los hago venir

a los que amalgamaron
en barro y arcilla
su alto sentido de la vida
yo amaso por ellos la palabra
hasta hacer de la poesía
un cántaro inmenso una vasija
honda donde quepa lo maravilloso

a los que cultivaron los campos
que dieron pan para todos
yo siembro por ellos
hasta sacarle raíz a las palabras
y un follaje de ramas que anticipe
nuevos frutos

a los que navegan solitarios
en las noches atrapando en sus
redes el silencio
yo hago de la palabra bajel de
velas extendidas que invite
a recorridos sin orillas

a los que multiplicaron su llanto
en los túneles más profundos en las
máquinas infernales en las calles
desoladas de los otros
yo lloro por ellos
hasta dejar húmeda y salobre
la palabra

a los que no tuvieron tiempo
de reclamar su parte de infinito
su pedazo de asombro
yo vivo por ellos por la luz
que adivinaron a lo lejos
por el porvenir que le inventaron
a la mañana del hombre
yo edifico por ellos

por los que fueron encerrados
amurallados y cercados
yo blasfemo por ellos
y hago de la palabra oficio
de dinamitero

por los que conocieron el amor
y lo ofrendaron abierto extendido
silenciosa y reverentemente
yo amo por ellos
amo hasta los huesos hasta
lo más hondo de los pozos
hasta el fulgor más distante
del lucero
hasta donde el mar se viste
de horizonte e infinito
explayado de noche y de luna

y si esto no lo puedo hacer
si mi palabra se queda recostada
de los muros adherida a los papeles
inmóvil en las letras
echad entonces la poesía
de la casa del hombre
encended las lámparas
y dadme oficio de marinero
para ir a morir a los azules
lejanos


texto y foto
mery sananes  /  1982





Leer mas!

sábado, marzo 14, 2015

FLOR DE HIERBA



Riega los caminos
como si todo el sol 
se recogiera en el dedal
de su aljibe
mientras la lluvia 
le dibuja cristalerías
a sus pétalos 
y el viento le borda
a su tallo una danza
de laúd y mandolina

Dicen que enamora
a quien se detiene a
mirarla






fotos y texto / mery sananes
12 de marzo del 2015


Leer mas!